Lateralidad (VII): Fuego y Pueblada en Cutral-Co 2.

«La privatización, la entrega que hace Menem de nuestra riqueza petrolera afectó mucho a estas poblaciones. Así, los pueblos se levantan contra la entrega que había comenzado con los gobiernos militares en 1976, (…) y rematado con Menem en los ’90. Hicieron un desastre económico-social que fue el origen de los “fogoneros.” (José «pepino» Fernández, líder de la Unión de Trabajadores Desocupados).

 

1. Menemismo.

 

Afiche de campaña para las presidenciales de Carlos S. Menem, abogado y Gobernador de la Rioja. Electo presidente el 8 de julio de 1989. Compartía fórmula con el vicepresidente Eduardo Duhalde.

                              Un lenguaje dominó la escena de los años 90´en la Argentina. Lenguaje y práxis. Un discurso coCampaña Menemmenzó a elaborarse, para recrear formas de pensar, sentir y actuar en la sociedad. La economía libre de mercado, primaba sobre el perimido, anquilosado Estado Interventor.

Los sindicatos eran un obstáculo para los empresarios. Suspender subsidios, despedir empleados estatales, y privatizar empresas de luz, gas, agua y Aerolíneas Argentinas; eran parte de las acciones modernizadoras.

La subsecretaria del Ministro del Interior Adelina Dalesio De Viola, creía necesario copiar el Liberalismo Social Europeo, algo así como un capitalismo bueno. En el círculo del ministerio de Economía se mencionaba la Teoría del Derrame. Es decir primero debía asegurar la rentabilidad a los sectores poderosos, los grandes empresarios; y luego le llegaría el derrame al pueblo. Aquello que en los 70´se admitía como una inversión– salud, educación, subsidios- a partir de las recetas neoliberales se transformaron en gasto.

                                                        Incluso hasta los ferrocarriles serían una erogación, tal es así que se privatizaron. El FMI y el BANCO MUNDIAL, junto a economistas locales introdujeron la visión de, «reducir el gasto del Estado al nivel de sus ingresos genuinos, retirar su participación y su tutela de la economía y abrirla a la competencia internacional…».1 Es decir los productos extranjeros entrando sin aranceles, junto al achicamiento del Estado, y su disminución de las inversiones traería una tremenda caída del mercado interno. Durante 1989 y 1999 gobernó el país Carlos S. Menem, quien bajo el ala de un movimiento nacional y popular, aplicó las medidas neoliberales más cruentas. Las consecuencias las pagaría el pueblo argentino.

 

2. El Pueblo Unido.

            

 

                                          El viento arreciaba en la comarca, y además lloviznaba. La lejana cordillera se cubría de nieve, y a las 9 de la mañana llegaban para ocupar la ruta 22, estudiantes, docentes, profesionales y obreros. Eran vanas promesas del gobernador la inversión de una empresa canadiense a principios de 1992. También el levantamiento de las oficinas regionales de YPF, en 1991 había provocado el despido de 3.500 operarios, agudizando la situación social.

 

                                         Era jueves 20 y de junio. Los más de 21 piquetes formados, por el pueblo de Cutral-Co y Plaza Huincul obligaron a la intervención de la jueza Margarita Gudiño Arguelles. La gente cortaba la ruta quemando gomas. El fuego era parte del encuentro. Con su calor además, se cocinaban las ollas populares. Así comenzó a hablarse de piqueteros o fogoneros. A esta altura era insostenible la situación de hambre y desempleo. Se pedía, además la renuncia del gobernador Felipe Sapag. A los piquetes ruteros se sumaron los bloqueos a caminos rurales que conducían a las petroleras extranjeras.

                                            Finalmente el Ministro del Interior ordenó la llegada de la Gendarmería Nacional, aunque ni ella, ni la jueza que debió renunciar pudieron desalojar los piquetes en las rutas y caminos. El pueblo estaba resistiendo en la ruta, las políticas económicas del gobierno menemista. El segundo y tercer día los ciudadanos de pueblos cercanos engrosaban la muchedumbre. El cuarto y quinto día la movilización alcanzó un total de casi 20.000 personas.

La resistencia del pueblo logró el Cutralcazo, enfrentando con piedras y palos a la Gendarmería. Un verdadero triunfo popular sobre la política Neoliberal impuesta durante el menemismo.

Cutral-Co

                                                                                Fue heroica la acción de todo Cutral-Co, el miercoles 26 de junio cuando llegaron unos 400 gendarmes para despejar la ruta.

Resultó una verdadera pueblada y la gente resistió tanto que la gendarmería tuvo que usar las tanquetas para avanzar. El fuego, las piedras y el viento en contra, junto a la valentía y los actos de «locura» de los piqueteros, lograron el retroceso de los hombres armados.

 

                                   La victoria popular se hizo realidad y el propio Felipe Sapag tuvo que presentarse en el lugar, y otorgar beneficios para el pueblo. Lo habían logradoUn yacimiento de gas sería explotado por el Estado, a beneficio de Cutral-Co. Se restauraría el gas y la luz a aquellas familias de desocupados que se la habían cortado por no pagar. Se comprometía además el gobernador, a construir un hospital.

 

                                   Los gendarmes retrocedían, una jueza renunciaba y el gobernador era obligado a ceder en su postura represiva. Se cuenta que en la ruta y a la vera de los caminos, los manifestantes cantaban: «El pueblo unido jamás será vencido».

Citas y Fuentes:

1- Romero.L.A. Breve Historia Contemporánea de la Argentina. Pág. 270.

Clarín.26/06/96. Https//edantclarín.com/diario/96/06/26.cutral.htm.

-Romero.L.A. Breve Historia Contemporánea de la Argentina. Ed. Fondo de Cultura Económica. Bs.As. 2010.

-Hernández. M. «El Orígen del Movimiento Piquetero fue la defensa de YPF».Entrevista a José Fernández.En www.marcha.org.ar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *