1815: Rumbo a Tucumán.

¿Hasta cuando esperamos para declarar nuestra independencia? ¿No le parece a usted cosa bien ridícula acuñar moneda, tener pabellón y cocarda nacional y por último hacer la guerra al soberano de quien en el día se cree dependemos? (Carta de José de San Martín a Tomás Godoy Cruz)

1.Se viene el estallido.

                 Hay un sólo proyecto en pie en el año 1815, el proyecto federal, La Liga de los Pueblos Libres*. No es textual, pero es un buen enfoque del historiador Tulio Halperín Dongui, en su clásico libro Revolución y Guerra. En aquel año lo que se conoce hoy como Argentina, estaba sostenida por; las victorias que había obtenido el Ejército del Norte, en Tucumán, -Septiembre de 1812- y Salta-Febrero de 1813- al mando de Manuel Joaquín Belgrano. Y un grupo de gauchos pobres poco armados y pobres defendía el noroeste, comandados de Martín Miguel de Güemes. Otro nombre, poco considerado por el poder centralista de Buenos Aires, José Gervasio Artigas, sostiene una guerra con indios y paisanos contra el avance de los portugueses en la banda oriental. Pero el proceso de independencia abierto en mayo de 1810 ingresaba en crisis total, cuando,

  • En Junio de 1815 en Waterloo, una ciudad belga pierde Napoleón Bonaparte. Las coronas de Prusia, Rusia e Inglaterra, se reúnen con el objetivo de terminar con todo el proceso revolucionario, y restaurar a todos los reyes. Retorna al trono Fernando VII, con serios planes de represión sobre el continente americano. La Contrarrevolución estaba en marcha.
  • Otra mala noticia para el poder central de Buenos Aires, es el enfrentamiento entre la máxima autoridad de la época el Directorio, que gobernaba Carlos María de Alvear, y Artigas por asuntos en militares en Montevideo ocupado por los realistas. Esto se dirimió en la Batalla de Guayabos, derrota para el ejército centralista. Renuncia de Alvear, y fortalecimiento de Artigas, La conclusión es que era débil el poder de Buenos Aires, y se encontraba en una crisis profunda.
  • Como elemento ultradramático el oriental José Rondeau, pierde el 29 de Noviembre de 1815 el territorio del Altoperú, contra Joaquín de la Pezuela, general realista bravo, sanguinario. Por tercera vez Santa Cruz de las Sierras, Cochabamba, Chuquisaca, Potosí, Mizque y La Paz, quedaban bajo poder realista, de los españoles. Allende de Cochabamba, Rondeau perdió unos 1000 hombres en una batalla trágica.

Tropas británicas, holandesas y prusianas derrotaron a Napoleón Bonaparte, al sur de Bruselas en Waterloo. Este hecho Europeo cambiaría el contexto americano. Con Fernando VII, vuelto al trono, comienza el ciclo de la Restauración.

2.Un monumento para Alvear.

«Yo me consuelo, por último, con que un conjunto de casualidades haya puesto a V.S. en disposición de interrogar personalmente a muchos individuos que habiendo tenido parte en la dirección de mis planes son actualmente víctimas del furor de la revolución insensata, que con motivo de ellos acaba de suceder en Buenos Aires»

Estas son las palabras de Carlos María de Alvear, que según el historiador Felipe Pigna, a mitad del año 1815, huyó de Buenos Aires a Río de Janeiro, para entrevistarse con el encargado de negocios español Andrés Villalba de visita en la corte portuguesa. Visto así, sería una clara traición. Sin embargo, asombra que Alvear mostrara un franco arrepentimiento de la revolución de mayo. ¿Estaría abriendo el paraguas, ya que todo parecía fracasar?. ¿Era una revolución insensata, como diría don Carlos María, las insurrecciones americanas?

Monumento sobre la Plaza Alvear en Avenida del Libertador. Barrio de la Recoleta. Cuenta con 13 metros de alto, y una plataforma, antecedida por una larga escalinata. Montado en su caballo, victorioso, Carlos Alvear.

Sabemos que su monumento en un barrio paquete de Buenos Aires, inaugurado en 1926 por su nieto, Marcelo T. de Alvear, intenta redimirlo de semejante ¿traición?. Incluso teniendo en cuenta que era parte del grupo de San Martín, de la Logia Lautaro. Y que se proponía luchar por nuestra independencia.

Como observamos, frente a la crítica situación José de San Martín, vislumbra la necesidad de la declarar la Independencia. Hay un complejo entramado de conflictos externos e internos.

Es urgente que el Ejército que él está preparando entre en batalla para contrarrestar las fuerzas españolas. Son momentos de serias dudas, zozobras, si se podrá enfrentar al Ejército Español, regular, entrenado, y que ha combatido con las fuerzas napoleónicas. Primero, habrá una tarea casi más dificil. Cruzar Los Andes, para llegar a Chile. Pero, antes de todo habrá que pasar por Tucumán.

                                                             Continuará….

Fuentes y Notas:

-Pigna. F. Los Mitos de la Historia Argentina 1. Ed. Planeta. Buenos Aires.2009.

-Busaniche, J.L. San Martín Vivo. Ed. Nuevo Siglo. Buenos Aires. 1995

*La Liga de los Pueblos Libres: Proyecto federal que se enfrentó al mando de central de Buenos Aires, cuya institución era el Directorio (1814-1819), cuya principal figura era Carlos M. de Alvear. La Liga de los Pueblos defendía las autonomías provinciales, el federalismo como eje. la elección de autoridades y políticas. La formaron la Banda Oriental, junto a Corrientes, Entre Ríos y Santa Fe. El caudillo y hacedor de esta Liga era José G. Artigas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *